Bienvenidos a este espacio dedicado a todos los docentes.

Sólo quiero compartir un pedacito de mi corazón con todos ustedes a través de lo que escribo y las reflexiones que a veces tenemos en la vida con las experiencias vividas. (Los escritos aquí publicados; poemas, cuentos y reflexiones de mi autoría, están registrados en los Derechos de Autor en Venezuela).



martes, 20 de septiembre de 2011

Mis paseos contigo...




Mis paseos contigo

Caminemos de nuevo en la playa
tómame tiernamente de la mano
y esperemos charlando hasta que el sol salga
juguemos en la orilla a esquivar las olas
escribamos nuestros nombres en la arena
y dibujemos en ella como cuando perdonaste a Magdalena.

Me recostaré en tu hombro para ver la luna reflejada en el mar,
Tú así en mi vida quieres estar
que yo refleje tu brillo en humildad y santidad.

Llévame a la barca precioso Maestro
indica el lugar y echaré la red
yo sé que en tu palabra no hay nada que perder,
yo sé que en tu palabra siempre venceré.

Comamos en la orilla que no acabe la cita,
háblame más de Ti,
mi corazón lo necesita,
late de amores por tu tierna conquista.
Autora:  Liliana Lizcano.





Nota:   Este poema lo hice en el 2008, lo dedico a aquellas mujeres que tienen como primer amor a Jesucristo en sus vidas, y que dan esos "paseos" con Jesús al orar y tener una comunión con Él, es el caballero que jamás lastimaría nuestros corazones. Pero sé que muchos de mis lectores hombres también tienen ese tiempo hermoso con Dios, todos tenemos esos momentos especiales en los que Él y sólo Él sabe comprendernos y brindarnos su fiel amor para levantarnos y hacer de nosotros mejores personas día a día, con amor, Liliana.

(Derechos reservados.  El plagio es un delito, nada cuesta promocionar al autor  que lees. Estos escritos están registrados en el SAPI – Venezuela)

3 comentarios:

  1. Lili ¡qué bonita tu poesía! tan llena de la "lirica" de la fe y testimoniando una experiencia de encuentro, junto al mar, una imagen que significa tanto,..Gracias por compartir tus palabras con nosotros

    Marcelo

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias Marcelo por leerme, ese poema lo escribí un día luego de despertarme, había llorado mucho por una gran desilusión, y oraba al Señor para no sentirme tan triste, charlaba con Él y no sé en que momento me quedé dormida, esa noche soñé con Cristo en la playa, y no pude ver su rostro porque estaba sentado a mi lado y mirábamos el mar mientras charlábamos y dibujamos en la arena y hasta las olas nos mojaban los pies, en eso recuerdo que le dije "¡A que no me atrapas!" y corriámos en la playa, fue tan hermoso ese sueño, que al día siguiente se me fue toda tristeza, me sentía tan feliz al despertar que escribí ese poema y otro que se llama "Cita" que quizás lo comparta pronto acá en mi blog. Un abrazo desde Venezuela, Dios te bendiga y nuevamente gracias por visitar mi blog.

    ResponderEliminar
  3. Ya lo había leído chiguira pero no había podido comentarlo. Gracias por el mention. Talentosa como siempre con esos dones que Dios te dió. ABRAZOS!

    ResponderEliminar